Hay ocasiones en las que puedes encontrarte con algunos chollos, o simplemente oportunidades que, en otros casos, no se darían o al menos no se han pensado en darse todavía. Sin embargo, este tipo de ayudas son muy aclamadas porque ayudan a un colectivo de personas amplio como son los jóvenes, mujeres víctimas de violencia y también la personas excluidas socialmente.

A estos colectivos va unida la medido creada por Jose Antonio Monago, presidente de Extremadura, que ha creado una sociedad con el fin de ofrecer alquileres de un máximo de 100 euros para ayudar a las personas y, indirecta o directamente, también a los bancos.

El motivo de la ayuda a los bancos es que se tratará de ofrecer a los bancos acuerdos para gestionar los pisos que tengan vacíos, ganando una parte, de tal forma que salen beneficiados también (en lugar de tenerlos parados al menos le sacan algo). Por supuesto, hay que ver bien qué ocurriría en caso de que el banco quisiera vender el piso, qué pasaría con la persona que estuviera alquilado en ese momento.

La razón por la cual se ha escogido a esos colectivos es porque son “los más desfavorecidos” y, en el caso de los jóvenes, éstos necesitan “independencia y realización profesional y personal”.

Sin duda es una oportunidad que muchos podrían copiar en otras Comunidades porque es una forma de mejorar un poco y de que los bancos permitan seguir viviendo a las personas en sus pisos por una módica cantidad al menos hasta que el piso sea subastado o vendido, para la cual siempre se puede cambiar de lugar.

No sabemos la acogida que tendrá pero el ofrecer menos de 100 euros de alquiler ya puede hacer que muchos se lo planteen. Si además se consigue ampliar los colectivos es posible que eso levante algo más el sector y permita moverse algo.

Imagen