Respondiendo a las nuevas demandas de los consumidores, están apareciendo una nueva generación de electrodomésticos que en lugar de ocupar los habituales huecos de 60 cm. ocupan huecos de 45 cm., O lo que es lo mismo donde cabían tres electrodomésticos podemos poner hoy cuatro.

El alto precio de la vivienda se refleja en cocinas más ajustadas cuando el uso de los nuevo electrodomésticos permiten recortar lo profundo de la cocina tan solo 15 cm. de largo, puede suponer casi un m2 de espacio, que al precio actual de la vivienda puede suponer un ahorro de 12,000 €, sin que la merma de prestaciones sea apreciable. Ello hace que aun siendo estos aparatos hoy mas caros por ser novedosos y de tirada más corta, resulte económica su instalación.

A ello contribuye no solo el tamaño de las viviendas sino la constatación de que los viejos electrodomésticos resultan excesivamente grandes para la menguada familia española, con lo que las algo menores prestaciones de estos equipos más reducidos no solo suponen un inconveniente sino que incluso se transforman en un ahorro y una comodidad adicional.

Por otra parte, vuelve a ponerse de moda unir la cocina al área de estar de la familia. Así fue durante siglos entre las clases modestas, que tenían en la habitación mas templada de la casa, la cocina, el lugar habitual de reunión de la familia, a rededor de la lumbre del hogar, no olvidemos que el hogar es lo que da nombre a la totalidad de la vivienda. Solo la generalización de un concepto de vivienda que corresponde a clases sociales más elevadas, que diferencia la cocina como zona destinada al servicio y el cuarto de estar para la convivían los dueños de la casa, llevaron a separar físicamente la cocina de la zona de estar.

Hoy la cocina ideal, la que ya es está montando en muchos lugares, es un amplio cuarto de estar en el que junto a una pared o en un rincón, se sitúa la zona de cocina, mientras que el grueso del espacio se destina a estar, con una mesa al rededor de la cual, se hace la vida en familia, se ve la televisión y se come. A la vuelta de esta solución tradicional ha contribuido, no solo lo lógico del planteamiento, sino las preferencias de un importante y creciente sector de clientes, los emigrantes, que es sus países de origen tiene esta distribución como la habitual. En muchos países del Este y de Suramérica, no se concibe la cocina separada de la zona de estar.

Lavadoras con bombo vertical

Todo ello ha potenciado la aparición de electrodomésticos que conservando dentro de lo posible las prestaciones, ocupen menos espacio y sean menos visibles en las nuevas cocinas. Aparecen así lavadoras frontales en solo 45 cm. de ancho. Esto se consigue cambiando de dirección el bombo de la lavadora, tal como lo tiene las lavadoras de carga superior.

Le problema de las lavadoras de carga superior, es que obliga a interrumpir la encimera creando una grieta entre encimera y aparato por donde caerán restos de alimentos y líquidos a una zona de difícil limpieza.

He encontrado noticias de lavadoras con el bombo perpendicular, que mediante un nuevo diseño de la puerta de acceso, permiten la carga frontal, Sin embargo no he encontrado modelo en Internet, lo cual indica que al menos será difícil encontrar en el mercado aun que quizá estemos en puertas de su llegada al mercado. Lo que he encontrado son lavadoras de carga frontal de solo 42 cm. lo que permite situarla bajo encimeras estrechas ..

Lavaplatos de ocho servicios

Los lavaplatos, conservan la fuerza y calidad del lavado pero reducen de doce a ocho la capacidad de servicios y con ese sacrificio, generalmente no necesario en la familia actual, reducen igualmente su frente de 60 a 45 cm. Paralelo a su menor capacidad disminuye el uso de agua detergente y energía utilizado en una tanda de lavado.

Encimeras vitrocerámicas de todos los tamaños

Cocinas vitrocerámicas, las hay de todos los tamaños, desde las que ocupan un frente de 70 cm. o mas, a las que tiene solo dos fuegos con treinta cm. de ancho. Un nuevo tamaño trata de conjugar prestaciones y tamaño reducido, se trata de placas de 60 x 45 cm. con solo tres fuegos, con hogares que pueden encender diferentes diámetros, ello permite tener hornillos ajustables al tamaño de la cazuela. Con ello se reduce el número de hornillos pero no la flexibilidad de su uso pues, ¿alguien recuerda haber utilizado los cuatro fuegos s la vez?.

Hornos a juego

Lógicamente, se construyen hornos de tamaño a juego con las encimeras. Encontramos hornos que en solo 42 cm., pensados para un hueco de 45 cm., que son multifunción, es decir, que en un solo aparato tiene las características de un horno con grill tradicional y de un moderno microondas. Los 42 cm., aprovechados al máximo, son suficientes para cocinar seis raciones de una comida, de forma que cabe un gran pollo o una buena fuente de canelones.

Neveras en dos secciones

Más difícil es reducir el tamaño de la nevera, pues para conservar una buena capacidad de almacenaje, por fuerza es obligado mantener las medidas exteriores. No obstante, con el fin de eliminar el impacto visual de la mole de la nevera, se recurre a dividir la nevera en dos módulos, el congelador y el frigorífico, que conservando ambos la superficie de 60 x 60 cm., permiten ocultarla al menos bajo una encimeras común.

Islas de cocinado

Una solución muy utilizada en cocinas de cierta amplitud es colocar en un extremo una zona de cocina separada del resto por una especie de isla en donde está colocada la cocina vitrocerámica bajo una campana extractora. Bajo estas isla se sitúan los electrodomésticos y en la pared de posterior la zona de fregadero, mientras de que en los altos se cuelgan alacenas con mas estilo que los clásicos mubles de cocina. Con ello se consigue simultáneamente segregar e integrar la zona de cocina en la habitación de estar.

Ventajas e inconvenientes.

Se consiguen de esta forma ventajas evidentes que se pueden resumir en las siguientes puntos:

* Al efectuarse bajo las mismas paredes, quien realiza las labores de cocina sigue participando de la vida familiar común.
* Una cocina y una sala de estar ocupan menos sitio o resultan mas amplias, que ambas piezas por separado y además con frecuencia un pasillo de unión adicional.
* El calor desprendido por la cocina se aprovecha para caldear sin coste adicional la zona de estar.
* Se elimina la necesidad de tener un office en la cocina para efectuar comidas informales como los desayunos.

También, como no, esta solución tiene algunas desventajas que se pueden resumir en las siguientes

* Si se desea tener un salón de visitas, se necesita más espacio dedicado, que en la solución tradicional de cocina, salón/cuarto de estar.
* La cocina tradicional española es propensa a humos y olores penetrantes, expendiéndose estos sobre la zona de estar y sus habitantes. La cocina tradicional se pueden aislar mejor estos humos y olores.
* Se necesita ser más ordenado en la cocina pues el desorden en la encimera se transmite a la zona de estar.
.
Direcciones de interés

Electrodomésticos de 45 cm.

Lavavajillas de Siemens
Hornos modulares de Balay
Placa Vitrocerámica de Bosch
Placa vitrocerámica de Bosch de tres fuegos
Lavadora de Fagor de carga superior
Soluciones de 45 cm. de Mepamsa

Fotografía obtenida de Flickr cocina de la Masia Sapera