PresupuestosDe un año para otro el presupuesto dedicado a políticas de vivienda se ha visto incrementado en un 9,7 por ciento, concretamente ha pasado de los 1.247 a los 1.369 millones de euros. Una parte de esta cantidad se empleará como subvención a la remodelación de barrios.

Por otra parte, esta no es la única partida de los presupuestos destinada a temas relacionados con la vivienda, las ayudas fiscales para facilitar el acceso a la vivienda y el fomento de la edificación contarán con un total de aproximadamente 9.100 millones de euros. Precisamente en este concepto es donde se incluyen las recientes ayudas proclamadas por el Gobierno para ayudar a los jóvenes que viven de alquiler.

Alrededor del 50 por ciento de las ayudas fiscales se aplican para la deducción por inversión en vivienda habitual, mientras que el coste resultante de la reducción sobre arrendamientos de viviendas alcanza los 231,47 millones, esto sin tener en cuenta el gasto ocasionado por los alquileres para jóvenes no tributados.

Los datos contemplados en los Presupuestos Generales del Estado para 2008 son bastante esperanzadores, pero ahora hay que observar la repercusión directa que tendrá en el sector inmobiliario. Dentro de 1 año se deberá hacer un análisis de los resultados obtenidos para poder opinar.

Más información | consumer.es EROSKI