solbes_tasacion.PNGLos elevados precios que presentan las viviendas es un riego para las familias españolas, ya que se sobre endeudan, pero también es un riesgo para las entidades financieras, la razón, la sobrevaloración de inmuebles que sirven de garantía hipotecaria. El gobierno pretende cambiar esta situación y para ello debe cambiar el modo en el que las tasadoras valoran las propiedades, intentando que estas se ajusten al máximo a la realidad.

La valoración de los inmuebles comenzará en breve a ser modificada y se empezarán a incluir diferentes documentos como la información catastral descriptiva y gráfica de los inmuebles que será obtenido a través de la Oficina Virtual del catastro. Este será un requisito obligatorio a incluir además de otros documentos, para ello se modificará el reglamento establecido en el año 2003 sobre las normas de valoración que debían aplicarse.

Estas modificaciones no serán efectivas hasta que no sean aprobadas y firmadas por el Ministro de Economía, aunque se espera que esto sea efectivo en breve. Así, las tasadoras se ven obligadas a tener en cuenta los datos oficiales para realizar una tasación correcta que permita eliminar la sobrevaloración y así desinflar los actuales precios de los inmuebles.

Faltar a la veracidad es algo que las tasadoras no podrán realizar, ya que correrían el riesgo de que sean inhabilitadas, la garantía hipotecaria de una vivienda se ajustará al crédito y evitará posibles problemas a las entidades financieras si tienen que embargar una vivienda cuando se produce el impago del crédito.

Muchos créditos hipotecarios se han concedido en base a la sobrevaloración de los inmuebles, el importe solicitado no se hubiera concedido si la tasación se hubiera ajustado a la realidad. Las consecuencias de estas prácticas se podrían considerar como desastrosas también para los perceptores de los préstamos, ya que la deuda es superior.

Vía | Cinco Días
Más información | Oficina Virtual del catastro
Más información | Noticias jurídicas
En Cienladrillos | Descubrir el propietario de un inmueble