El banco alemán Commerzbank ha presentado un informe en el que pronostica que el crecimiento económico para España en el 2008 será únicamente de un 1,5%, frente al 3,4% que apunta el FMI o el 3,1% de la previsión del Banco de España. ¿Y cuál es la causa de este frenazo? La vivienda.

Bueno, realmente el parón en el mercado de la vivienda, las subidas de los tipos de interés y la fortaleza del euro. Por un lado las subidas de los tipos de interés aceleran la crisis inmobiliaria. Por otro, la fortaleza del euro nos impide salir de la crisis mediante exportaciones, ya que fuera de la zona euro nuestros productos son muy caros. Y en combinación nos queda una reducción del crecimiento y una destrucción de empleo.

Claro que este análisis parece bastante catastrofista, sobretodo porque es el primero que llega con tanta dureza. Ni siquiera el FMI, una institución independiente (bueno, al menos independiente de los intereses españoles) tiene una visión tan negativa de lo que va a pasar en España en apenas unos meses. Pero habrá que estar atentos a la evolución, ya que hay signos de que la cosa puede no ir tan bien como parece.

Vía | El Economista