Parece mentira, que estando unos buscando un sitio para vivir, haya montones de pedanías y villorios sin un solo habitante censado. Según el INE existen nada menos que 2.648 núcleos urbanos despoblados, si en esta página del INE introducimos los siguientes datos “Todo el territorio nacional” “Solo entidades singulares” y “Población total menor que 1” obtendremos todas las aldeas y núcleos de población que no tienen ni un solo habitante censado.

En principio pudiéramos pensar que eso ocurrirá en provincias más o menos despobladas, pero nos asombrará ver que provincias como Barcelona o Madrid tienen abundantes núcleos oficialmente deshabitados y que por ejemplo el importante y conocido Prat de Llobregat, situado a menos de 15 Km de Barcelona, con un aeropuerto internacional y una inmensa zona industrial, tenga nada menos, que cinco núcleo dependientes sin población.

Claro está que cuando analizamos más a fondo el tema descubrimos el misterio. Las entidaes dependientes del Prat se llaman,el Aeroport del Prat, Enkalene, El Mas Mateu, el Polígono Industrial Pratenc y el Mas Blau. Así se explica así el misterio, el INE solo recoge la población censada, si un núcleo no tiene población censada, bien por que se trata de un núcleo industrial donde no hay domicilios, o bien por que es un núcleo de viviendas de fin de semana, donde la gente no se inscribe como residente en el Censo, para el INE está desértico, aunque el lugar rebose de vida. Así pues en la lista están todos los que son, pero no son todos los que están, ¿Como podemos dar con los pueblos abandonados?

Lo he intentado buscando en Internet y asombrosamente no existe, (o no he encontrado), un solo listado de pueblos abandonados, no ya de España, no ya de una Comunidad Autónoma, ni siquiera de una Comarca. Hay muchas webs preocupadas por el tema, oficiales, de ecologistas, de montañeros, incluso de Okupas, pero ni una sola da una lista de pueblos abandonados, aunque muchas de ellas hablan de tres únicos pueblos, Bubal (Huesca) , Granadilla (Caceres), Umbralejo (Guadalajara), y todo por la sencilla razón que para estos tres pueblos el BOE dió ayudas en el verano de 2005, para actividades de Recuperación y Utilización Educativa de Pueblos Abandonados, y ya se sabe, la voz de SUBENCIONES, se apresuraron a ponerse en marcha diversas ONG, que serán Organizaciones No Gubernamentales, pero que la mayoría actúan como las garrapatas, están largos tiempos en letargo para saltar en cuanto olfatean que hay dinero de Papa Estado en las proximidades. Claro está, que no todas son iguales, que hay una minoría muy encomiable que redimen a todas las demás, pues sus miembros se apañan para reunir dinero salido de los bolsillos privados y con esos dineros y un abundante esfuerzo personal solventar situaciones urgentes allí donde la Asistencia Pública y la Justicia Social aun no han llegado.

Volviendo a nuestro tema, verdaderamente no sabemos donde están, pero hay muchos pueblos que se están quedando despoblados, y en muchos, incluso el ayuntamiento te regala una casa con solo el compromiso de tu parte de arreglarla, ni siquiera te exigen que vayas a vivir con tu familia. No sé si mantendrán aun la oferta, pero me la hicieron a mí en Torrecilla del Valle, aldea dependiente de Rueda, situada a orillas del río Zapardiel, a medio camino entre Rueda y Nava del Rey, en la provincia de Valladolid, a quince kilómetros de Medina del Campo y cuatro de Rueda, 11 Km de autovía y los 4 Km. que la separan de Rueda son una carretera secundaria, pero recta y asfaltada.

Si eso ocurre en Valladolid una de las provincias mas florecientes de Castilla ¿qué no ocurrirá en la provincias deprimidas como Soria o Teruel?. Con seguridad hay ofertas semejantes en muchos municipios, Mi pregunta es ¿donde encuentro esa información?, ¿No sería razonable que las autonomías, que deben velar por el prosperar de estos pueblos, informaran al menos, de las ayudas que hay a quien se decida a repoblar y desarrollar alguna actividad en estos villorrios?

Según, el Catedrático de Geografía Valentín Cabrero, el mayor problema de estas aldeas deviene de la elevada edad de la mayoría de los los habitantes, en muchos caso no haya vecinos de menos de sesenta años. En estas condiciones el proceso de desaparición es inparable “la situación en algunas aldeas es tan grave que, aunque ahora se tomaran medidas urgentes, no se empezaría a remontar un poco hasta el 2015”. Hay una “ausencia de credibilidad”.que propicia la falta de inversión en zonas rurales. “Muchos dejaron de creer que sus comarcas tenían futuro y acabaron por abandonarlas a su suerte”. De modo en estos pueblos las pensiones y prejubilaciones son la principal fuente de ingresos y nadie invierte en busca de nuevos recursos.

Con el envejecimiento de la población se inicia un camino de difícil retorno, se abandonan las explotaciones agrícolas, (se calcula que han desaparecido o van a desaparecer antes del 2009, 500.000 explotaciones agrícolas), cesan con ello los puestos de trabajo y los jóvenes emigran en busca de trabajo llevándose a los niños, la escuela cierra, degeneran los servicios públicos, se hunden las casa, se pierden las calles, falla el agua potable, etc. y con ello la posibilidad de desarrollo. El proceso de desaparición es entonces imparable.

Sin embargo en los pueblos que aún no han entrado en esa espiral, puede frenarse el proceso. La mejora habida en las carreteras rurales y la generalización del automóvil, ha acercado estos pueblos a otros núcleos rurales de mayor tamaño, donde se puede encontrar los suministros y servicios básicos imprescindible para el día a día. Por otra parte el turismo rural, el uso de las viviendas los fines de semana, y los servicios solicitados por los visitantes domingueros, permiten consolidar los primeros puestos de trabajo no dependientes de la agricultura, con ellos prende el primer germen de población y se espera que pronto, la posibilidad de teletrabajo anime a más personas a establecerse en estos lugares, donde la vida es más plácida y la vivienda extraordinariamente más barata. Solo hace falta para ello un poco de publicidad y un cierto impulso de las autoridades locales. ¿Se molestarán estas autoridades de estas aldeas en peligro de extinción, aunque solo representen un número insignificante de votos?

Este articulo pertenece a una serie dedicada a diferentes formas atípicas de conseguir una vivienda. De momento la forman los siguientes capítulos:
1.- Construir tu propia casa
2 – Construcción de adobe
3 – Viviendas prefabricadas
4 – Comprar pisos en subasta
5 – Agencias de pisos cinco estrellas
6 – Loft
7 – Pueblos abandonados
8 – Vivir en cuevas en el siglo XXI
9 – Cooperativa de viviendas
10- Casas móviles
11- Casas plegables
12- Viviendas hechas con containers marinos
13- Biovivienda 1ª Parte
14- Biovivienda 2ª Parte