VPOEn el acto de colocación de la primera piedra en el nuevo consorcio urbanístico de “La Estación”, cuyo emplazamiento se encuentra en el municipio de Colmenar Viejo, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, aprovechó para comunicar que Madrid se encuentra en el primer puesto en cuanto a la construcción de vivienda protegida en lo que va de año 2006.

Como consecuencia de la implantación del Plan de Vivienda de la Comunidad 2005-2008 se ha conseguido que el 33% de las viviendas de obra nueva dispongan de algún régimen de protección. Desde el año 2004 se está observando una progresión optimista, ya que se ha pasado de 17.000 viviendas a 23.300 en 2005, y según las previsiones todo apunta a nuevo récord en 2006. Con esta información afirma la presidenta que el número de viviendas terminadas e iniciadas supera a comunidades autónomas con más población, en concreto a Andalucía y Cataluña.

Aunque los datos son concluyentes se pueden hacer diferentes lecturas. Si bien es cierto que en términos de cantidad la Comunidad de Madrid se encuentra a la cabeza en construcción de vivienda protegida, es necesario fijarse también en las necesidades que existen. Los pisos en Madrid han alcanzado unos precios desorbitados, superiores en la mayoría de los casos al resto de España, creando una diferencia notable en relación con el salario percibido con las consiguientes dificultades de emancipación para los jóvenes. En cualquier caso, la noticia debe ser bien recibida para que siga la tendencia alcista en la construcción de este tipo de viviendas.

Vía | Suplemento SV de El Mundo – Edición impresa (15-09-2006)